Revive la memoria esclava en la Fiesta del Cimarrón

Texto y foto: Miguel Rubiera Jústiz

La  tradicional fiesta a la rebeldía esclava, o fiesta de los cimarrones, se realizó en el Monumento al Cimarrón, proyecto de la Organización las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO).

La festividad estuvo encabezada  por los grupos portadores Cabildo Cimarrón y Voces del Milagro, en los restos del antiguo cerro del Cardenillo, donde está el obelisco, en las inmediaciones de la localidad del Cobre.

Los pobladores del enclave minero de cobre más antiguo de América dieron la bienvenida y rindieron homenaje a la delegación de la República Oriental del Uruguay, país a que se dedica la 39 edición de la fiesta del fuego.

Con los bailes y cantos, así como las ceremonias mágico-religiosas heredadas de generaciones anteriores, los participantes rindieron tributo a los descendientes africanos que viajaron desde el llamado continente negro para morir esclavizados en América.

Abelardo Larduert especialista de religiosidad de la Casa del Caribe dijo que la fiesta que se celebra hoy, ha de verse como recuperación de la memoria histórica y la conciencia popular de los hombres y mujeres que fueron esclavizados en la región.

La Fiesta del Fuego o Festival del Caribe tiene la magia de fundir en las calles de Santiago la alegría de más de 500 participantes extranjeros de 32 países, espectáculo que culminará el día 9 de julio con el Desfile del Fuego, y la tradicional quema del diablo en el paseo marítimo de la ciudad más caribeña de Cuba.